Archivo de la categoría: Del blog ‘El corto tiempo…’

Capítulo XXI.4

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
A mediados de marzo de 1909 Samuel conocía a su nieto. Camila, William y el pequeño Samuel ─que acababa de cumplir siete meses y lucía un vigoroso aspecto que anunciaba una…

Minientrada | Publicado el por | Deja un comentario

Capítulo XXI.3

Esta galería contiene 6 fotos

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
Los lugares de mayor nombradía, aquellos que nadie que hubiese estado en la capital de Francia debía perderse, fueron los primeros que Samuel mostró a Rosa y Esclafit. Naturalmente, les impresionaron,…

Galería | Deja un comentario

Capítulo XXI.2

Esta galería contiene 1 foto

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
Samuel pasaba la mayor parte del tiempo en la masía. Apenas bajaba a la ciudad y sus amigos, que le visitaban prácticamente a diario, le subían alimentos y tabaco. Comían, bebían,…

Galería | Deja un comentario

Capítulo XXI.1

Esta galería contiene 3 fotos

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
Samuel regresó a Alcoi a finales de 1907 tras dejar Nueva York un par de meses antes, después de un nuevo triunfo de Camila en el suntuoso New Amsterdam Theatre: el…

Galería | Deja un comentario

Capítulo XX.5

Esta galería contiene 1 foto

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
Decía Samuel que había un tipo música para cada momento del día, William opinaba que más bien para cada estado del ánimo. Camila estaba de acuerdo con su esposo, no sentía…

Galería | Deja un comentario

Capítulo XX.4

Esta galería contiene 3 fotos

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
―Estábamos durmiendo. Bueno, lo mío era más bien un duermevela, pues ya había amanecido y los rayos del sol se filtraban a través de las cortinas. A pesar de mi estado…

Galería | Deja un comentario

Capítulo XX.3. Tercera parte

Esta galería contiene 1 foto

Originalmente publicado en EL CORTO TIEMPO DE LAS CEREZAS:
Todo en Nueva York rozaba la exageración o era directamente exagerado, menos las condiciones de vida de los más desgraciados, los más, que eran las mismas que Samuel conocía de los…

Galería | Deja un comentario